Tratamiento para combatir los gases

El tratamiento para los gases puede ser hecho a través de cambios en la alimentación, o por medio de remedios caseros (como tés) o medicamentos prescritos por el médico.

Cuando los cambios en la alimentación son realizados por 2 a 3 semanas con la ayuda de masaje abdominal y los gases no disminuyen, entonces debemos consultar con un médico para averiguar cuál es el origen de los gases y prescribir la medicación precisa, si es necesario.

Tratamiento para los gases intestinales

El tratamiento para los gases intestinales se basa en la planificación de una dieta, aumentando el consumo de alimentos con fibra, como los cereales All Bran, germen de trigo, almendras o comiendo 5 veces al día frutas o verduras.

Además, los alimentos que provocan gases, como frijoles, garbanzos, repollo, nabo, el aguacate o el huevo, por ejemplo, deben ser excluidos de la alimentación.

Sin embargo, no todos estos alimentos provocan gases en los mismos individuos y, por lo tanto, para conocer los alimentos que te provocan gases, se debe comenzar por eliminar un alimento o grupo de alimentos de la dieta cada vez. Cada exclusión debe tener una duración entre 3 a 5 días para evaluar los resultados. Por ejemplo, se puede iniciar con la eliminación de las leguminosas, como frijoles, garbanzos, habas, lentejas o guisantes por 3 días y si después de comer guisantes aumentan los gases; seguramente sucede porque el guisante es uno de esos alimentos que provoca gases específicamente en ese individuo.

Tratamiento para gases fétidos

El tratamiento para gases fétidos se hace con la exclusión o disminución de la ingesta de alimentos ricos en azufre, como:

  • Ajo
  • Bacalao, gambas, carne, mejillones, huevo, pescado
  • La col rizada, la col
  • Frijoles, lentejas, soja
  • Germen de trigo

Además de disminuir el consumo de estos alimentos es necesario el consumo de suficiente agua diaria, que corresponde, aproximadamente, de 1,5 a 2 litros al día (aunque esto dependerá en última instancia de las actividades realizadas por el individuo, el clima, etc.). Una forma de beber más agua puede ser preparando infusiones que ayudan a combatir los gases fétidos, como lo son el té de limoncillo e hinojo.

Tratamiento para los gases estomacales

El tratamiento para los gases estomacales consiste en evitar mascar chicle, hablar mientras comemos o comer demasiado rápido para eliminar la posibilidad de estar tragando aire, así como eliminar de la alimentación refrescos y bebidas con gas, otro importante elemento que suele provocar la aparición de gases.

Así mismo, comida en mal estado también suele provocar problemas relacionados con los gases y los dolores intestinales. Si sospechas que has comido algún alimento en mal estado, debes ingerir líquidos (de preferencia agua sin sabor) y, en caso de presentar alguna complicación, acudir al médico.

Como mencionaos anteriormente, si los gases no desaparecen después de 2 o 3 semanas (y después de haber realizado un cambio en la dieta), también es recomendable acudir con el médico, para iniciar el tratamiento adecuado y obtener un diagnóstico preciso.

Mas informacion sobre este tema

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  • Responsable: Octavio Ortega Esteban
  • Fin del tratamiento: Controlar el spam, gestión de comentarios
  • Legitimación: Tu consentimiento
  • Comunicación de datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal
  • Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad, olvido.
  • Contacto: Octavio[arroba]kerchak.com
  • Información adicional: Más información en nuestra política de privacidad

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies