Tratamiento para el tumor cerebral

El tratamiento para el tumor cerebral, normalmente, se inicia con un proceso de cirugía, bajo anestesia general, para extraer el máximo de tejido del tumor, sin dañar el tejido sano del cerebro. Esto implica una intervención en donde, bajo determinadas circunstancias, la vida del paciente puede correr riesgo.

Durante la cirugía, es común que el neurocirujano toma una pequeña muestra del tumor cerebral para enviar al laboratorio con el fin de confirmar si el tumor es maligno o benigno.

Después de la cirugía, se pueden utilizar otros tratamientos que tratan de destruir las células cancerosas restantes, principalmente en el caso de un tumor maligno, y que incluyen:

Quimioterapia para el tumor cerebral: se utilizan medicamentos citotóxicos, como Carmustina o Temozolomida, directamente en la vena o en forma de pastilla que ayudan a destruir las células cancerosas. Este tipo de tratamiento puede destruir también las células sanas, causando efectos secundarios como náuseas, vómitos, caída del cabello, cansancio o diarrea, por ejemplo.

Radioterapia para el tumor cerebral: utiliza radiación, del tipo de los rayos-x o rayos gama, que se dirige sobre el cerebro y que ayuda a evitar el desarrollo del tumor. Normalmente, este tipo de tratamiento se realiza 5 días a la semana durante 2 a 7 semanas y puede causar efectos secundarios adversos similares a la quimioterapia.

Radiocirurgia para tumor cerebral: similar a la radioterapia, pero se hace solo 1 vez con un radio de mayor intensidad y se suele centrar sólo en el área afectada del cerebro. Este tipo de tratamiento sólo puede ser utilizado en algunos tipos de tumor cerebral.

Medicamentos corticoesteroides: son píldoras que se suelen utilizar para reducir la inflamación cerebral provocada por otros tipos de tratamiento. Sin embargo, también pueden ser tomados para destruir las células tumorales en los casos de tumores benignos de pequeño tamaño, por ejemplo.

El tratamiento varía de acuerdo con el tipo de tumor cerebral, pero, en la mayor parte de los casos, se recomienda hacer la combinación de varios tipos de tratamiento, especialmente en los tumores cerebrales malignos. Por lo tanto, el tiempo de tratamiento depende de la gravedad y del tipo de tumor cerebral.

Después de que el tratamiento para el tumor cerebral se lleva a cabo, los pacientes pueden quedar con secuelas, como hemiplejia, dificultad en el habla o problemas de visión, en caso de que las partes sanas del cerebro se vean afectadas, lo que dificulta su funcionamiento. Sin embargo, puede ser hecha rehabilitación, a través de la fisioterapia o terapia del habla, por ejemplo, para ayudar a disminuir las secuelas.

Señales de mejora del tumor cerebral

Cuando el tratamiento se hace de forma adecuada, pueden surgir señales de mejora que incluyen una disminución de los síntomas presentados y disminución del tamaño del tumor.

Signos de empeoramiento del tumor cerebral

Los signos de empeoramiento del tumor cerebral son más comunes en casos de tumores cerebrales malignos o cuando el tratamiento no se realiza y se incluyen la aparición de otros síntomas relacionados con varias regiones del cerebro, así como el agravamiento de los anteriormente presentados.

Mas informacion sobre este tema

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  • Responsable: Octavio Ortega Esteban
  • Fin del tratamiento: Controlar el spam, gestión de comentarios
  • Legitimación: Tu consentimiento
  • Comunicación de datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal
  • Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad, olvido.
  • Contacto: Octavio[arroba]kerchak.com
  • Información adicional: Más información en nuestra política de privacidad

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies